Los alemanes podrán inscribirse como “inter”, “diverso” u otro término que describa su identidad sexual

El Constitucional alemán permite inscribir a personas de un tercer sexo en el registro civil.

Ni hombre ni mujer. El tribunal Constitucional alemán ha abierto la vía para registrar a personas con un sexo distinto del de hombre o mujer en una decisión que refleja la creciente visibilidad de la intersexualidad en numerosos países. Los alemanes que lo deseen podrán inscribirse, según el dictamen de la Corte de Karlsruhe como “inter”, “diverso” u otro término que describa su identidad de género de forma “positiva”, una vez que se incorpore el dictamen a las leyes nacionales.
El tribunal Constitucional fija el límite máximo de finales de 2018 para que los legisladores aprueben las modificaciones legales que permitan este tipo de inscripción en el registro civil y que convertirá a Alemania en el país pionero en Europa en cuanto al tratamiento legal de la intersexualidad.

Para seguir leyendo presiona aquí